Páginas vistas en total

lunes, 2 de mayo de 2011

MOYANO LE DEJO EN CLARO SU FUERZA PROPIA.¡QUE BAJO CAÍMOS ARGENTINA!


2DA. DEMOSTRACIÓN DE FUERZA

Moyano entra a la Rosada con agenda propia y con el poder de la lámpara

Cristina Fernández recibirá hoy a Hugo Moyano en la Rosada para intentar 
practicar una vez más el cien veces anunciado y nunca concretado diálogo 
social. Pero no habrá otra agenda que la que llevará el camionero.
02/05/2011 | 10:50

Moyano entra a la Rosada con agenda propia y con el poder de la lámpara
Hugo Moyano en la 9 de Julio.
 Luego de pasar los últimos días en la ciudad santacruceña de Río Gallegos y tras la demostración de fuerza del viernes, por parte de Hugo Moyano, la presidente Cristina Fernández retomará hoy su actividad oficial de la mano del camionero.

Lo hará con la eterna intención de lograr el bendito diálogo social, que desde el comienzo de la gestión de Néstor Kirchner hasta ahora fue solo una sucesión de buenas intenciones que terminaban naufragando.

Esta vez, podría decirse que la estrategia es diferente o que el contexto es peor, depende si se mira el vaso medio lleno o medio vacío. Pues, Cristina convocó por separado a unos y otros sectores en pugna. Hoy, a las 17:00, le tocará el turno a la CGT con Hugo Moyano a la cabeza. Pasado mañana la cúpula de la UIA será la que visite a la jefa del Estado. Desde el vamos, una muestra de incapacidad para alcanzar el diálogo directo.

Pero Moyano aprovechará el encuentro para recordar lo anunciado en su discurso del acto del viernes por el Día del Trabajador: el pedido de la aprobación de la ley de reparto de ganancias, y los cargos de cara a las elecciones de octubre.  Se sabe que el anhelo máximo del jefe de la CGT sería colocar al diputado y abogado de la central obrera, Héctor Recalde, como compañero de fórmula de Cristina, y al líder sindical del CEAMSE, Jorge Mancini, como vice de Daniel Scioli en la Provincia. De mínima, pretende recuperar algo del 33% histórico que tuvo alguna vez la rama gremial en las boletas legislativas del peronismo.

En tanto, el miércoles la "mesa chica"  de la UIA concurrirá a la Casa Rosada también "sin agenda". Desde Roma, adonde viajó para la beatificación de Juan Pablo II, el titular de la entidad fabril, José Ignacio de Mendiguren, le dijo al diario 'Ambito Financiero' que en el encuentro "no deberían cifrarse demasiadas expectativas, porque la CGT parece tener una lista irreductible de pretensiones". Agregó que la UIA "no va con una lista de reclamos, porque no corresponde hacerlo, y menos en la primera reunión que tenemos con la Presidente".

Sin embargo, estaría en el ánimo de algunos dirigentes de la UIA volver a poner sobre la mesa temas que desvelan a los empresarios, y que De Mendiguren obvió ex profeso en su discurso de asunción. Esos temas son, entre otros, la denominada "ley Recalde", que faculta a los delegados gremiales a tener acceso a los números de las empresas, so pretexto de controlar que las bonificaciones anuales que les otorgará esa ley (en caso de ser aprobada) se ajusten a las verdaderas utilidades obtenidas; la 'cuestión Techint' como caso testigo de una posible injerencia estatal en la propiedad de las empresas; y la demora en la sanción de una ley de accidentes de trabajo que termine (o acote al menos) con una industria del juicio que ya generó pasivos potenciales por más de US$3.000 millones.

En medio del conflicto con Techint, Luis Betnaza, vicepresidente segundo de la UIA y una de las primeras espadas de la compañía no será parte de la delegación.

La reunión de hoy fue convocada la semana pasada por la Presidente junto a otra que tendrá lugar el miércoles con la nueva conducción de la Unión Industrial para relanzar una vez más el cien veces anunciado y nunca concretado diálogo social.

"Vamos a escuchar a la Presidenta que nos invitó, en un encuentro que esperamos sea a agenda abierta. Nosotros siempre tenemos nuestros temas pendientes para conversar", anticipó ayer al diario 'Clarín', Omar Plaini, del gremio de Canillitas y muy cercano a Moyano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada